23 mayo, 2017

MINIMALIAS Y MAXIMALIAS: el atentado terrorista en Manchester al final de un concierto de Ariana Grande

Es sin duda algo lamentable que en el tiempo se repita una y otra vez algo como lo que ya pasó anteriormente en la sala Le Bataclan de París o en una discoteca gay en Orlando. Un lugar que debería estar consagrado a los placeres gloriosos de la música y/o el baile de pronto se convierte en un punto marcado para que ocurra una tragedia, para que el odio cobre víctimas inesperadas. En la noche de ayer en Manchester se presentaba Ariana Grande, la popstar nacida en Boca Ratón, desplegando su repertorio en el escenario del Arena de esa importante ciudad inglesa. Cuando la intérprete de "Break free" terminaba su concierto, se sintieron dos explosiones fuertísimas. Sí, nuevamente tenemos que hablar de un ataque terrorista, el cual le quitó la vida a más de 20 personas y dejó a otras más heridas. Durante la jornada de hoy se confirmó la identidad de dos asistentes: una persona de 18 años y otra de 8, además de divulgarse que el posible causante del atentado es un inglés de origen medio-oriental. Mediante un comunicado, el Estado Islámico se adjudicó el ataque, con el tonito canalla que los caracteriza.

Imposible resulta mantenerse indiferente ante esta mariconada. Más si hablamos de que en escena estaba una Ariana en plena gira promocional de su álbum DANGEROUS WOMAN (Republic/Universal, 2016). Ella misma se manifestó en Twitter, expresando sentirse muy triste por lo que pasó, y decidió suspender momentáneamente los shows venideros. Eso sí, no está tan claro que el tramo latinoamericano de la gira corra peligro; Ari debía pasar por el Movistar Arena de Santiago en julio. No hay que desesperarse, tal vez sí llegue por acá.

Repudio completamente la nueva asquerosidad causada por un mequetrefe impulsado por su cochino odio, un conchesumadre sin corazón que no es capaz de dimensionar que en ese lugar hay niños y adolescentes ansiosos por ver a su ídola, mal que mal ese es el público objetivo de Ariana, adeptos a lo que cada uno llamará teen pop, dance pop, bubblegum pop o superpop, música pegote de calidad al fin y al cabo, que es eso lo que necesita el mundo y no más descerebrados que quieren que el mundo piense igual que ellos, que esperan que nos arrodillemos ante su imperio de maldad y destrucción motivados por una lectura errónea de Dios, por una reescritura del orden que sólo puede dejar al mundo entero en ruinas. Todos queremos un mundo realmente feliz sin opresiones, sin tanques que atormenten, sin ataques sorpresa, sin hombres bomba, sin sacrificios absurdos, sin dictaduras militares ni constitucionales, un mundo de respeto y espíritu lúdico, de expresiones elevadas desde los papeles y las pantallas de los computadores como el que uso ahora mismo. ME CAGO EN EL ISIS O COMO SE LLAME. EL ODIO CIEGO Y LOS FUNDAMENTALISMOS DEL CULO NO PUEDEN PARAR LA MÚSICA, QUE COMO DECÍA BOBBY GILLESPIE ES SAGRADA. ¡AGUANTE ARIANA GRANDE!

No hay comentarios: