26 marzo, 2017

PUNTEOS, LOOPS Y DEMASES: todo cuadra


HILARY DUFF
Metamorphosis
(Buena Vista/Hollywood Records, 2003)

/TEEN POP/ Hace poco me puse a hojear la guía ROCK TOTAL, escrita por el periodista musical neozelandés Roy Shuker, y di con una página sobre el concepto de música pop, en la cual se mencionaba a Hilary Duff y su álbum METAMORPHOSIS. Salgo de casa hacia una feria libre. Me quedo en un puesto de discos donde, menuda coincidencia, me topo con ese disco: me lo llevo. 

No oculto mi interés por los productos poperos de regusto adolescente, siempre y cuando tengan cierta sustancia revalidable. Y en esta ocasión me gusta pensar que lo de la Duff merece esa consideración. METAMORPHOSIS, primer álbum oficial de esta muchacha (antes sólo editó uno de villancicos), con la producción ejecutiva de Andre Recke y Jay Landers, tiene todo el lucimiento que se traduce en piezas que transitan los caminos de lo bailable, las baladas y ese sabor seudorrockero presente también en Ashlee Simpson o Avril Lavigne, cosas de la contemporaneidad ganchera. Pero a todas luces más creemos en la oriunda de Houston, Texas y en canciones como "So yesterday", "Sweet sixteen" o la que da nombre al disco, aunque a la larga lo mejor de todo el conjunto es la energía inconfundible de "The math": justamente donde el "cálculo" cuadra a la perfección. El libreto lleva distintas tomas del rostro luminoso de la chica, las letras y hasta su autógrafo, lo que no es poco.

No hay comentarios: