22 febrero, 2017

MINIMALIAS Y MAXIMALIAS: a Mariana Aylwin no se le dejó ir a Cuba para estar en el homenaje póstumo a su padre

Es el tema del momento en el apartado político, y también lo destaco acá. Mariana Aylwin, ex ministra e hija del fallecido ex presidente Patricio Aylwin Azócar, estaba invitada a Cuba para participar de una actividad organizada por la Fundación Oswaldo Payá, en la cual se haría un homenaje justamente a su padre, reconociéndole su aporte a la defensa de los derechos humanos. Cuando llega allá se entera que no puede entrar porque el Gobierno de la isla se lo impidió. No extraña que se tome esta injusta decisión, pues Mariana iba a juntarse con gente ligada a una fundación creada en honor a un difunto opositor de la dictadura de Fidel Castro y su hermano Raúl. La Democracia Cristiana se manifestó completamente en contra de esta medida que sin duda es contraria a los derechos democráticos. Lo más seguro es que otros partidos de la Nueva Mayoría también se unen al repudio hacia quienes tomaron esta decisión en Cuba, salvo en el Partido Comunista, donde seguro van a cacarear que la madre de Paz Bascuñán se hace la víctima. Molesta en general esto también porque las relaciones diplomáticas entre Chile y Cuba iban por un cauce corriente en los últimos años, y cuando ocurrió la muerte de Fidel la propia Presidenta Michelle Bachelet había mandado sus condolencias por Twitter. Este asunto aprovecha de despertar ese apetito de la derecha por condenar los atropellos a la libre expresión en países de gobernantes socialistas o izquierdistas, jugando con la del burro al nivel de no reconocer cuando en los tiempos de Pinochet acá se hicieron tantas atrocidades. Puede que a usted no le caiga bien Mariana Aylwin por estar a favor del lucro en la educación o porque su padre en su momento estuvo a favor del Golpe del 73 mas se arrepintió después, pero ella no merecía que en Cuba le hicieran la desconocida de esa manera. Bueno, servidor respeta a Mariana porque es la madre de Paz, que no será Natalie Portman pero nos gusta verla actuar.

No hay comentarios: