MINIMALIAS Y MAXIMALIAS: ¡no me digas Matías del Río, por favor!

Oki doki, sé muy bien que los anteojos de lectura (hace añadas que no saco unos ópticos) y mi pelo relativamente despeinado, todo cubierto de un aura tremendamente nerdy, me delatan, pero me estoy cabreando de que me encuentren parecido o igual a Matías del Río, periodista que milita actualmente en Radio ADN (conduciendo MEDIODÍA EN ADN junto a Beatriz Sánchez) y en dos espacios de Chilevisión: el noticiero ÚLTIMA MIRADA y el espacio de conversación TOLERANCIA CERO. Antes esa comparación me podía hacer cosquillitas, pero actualmente se está volviendo una puta piedra-en-el-zapato para mi tránsito habitual como chileno feo que soy. Y poco original más encima. Será porque el formato actual de UUUUUÚLTIMAAA... (como suele decirse en la intro) es espantoso, ya que meten musiquita de action movies gringas de fondo al presentar ciertas noticias, o cuando Raúl Sohr hace el comentario internacional, o porque derechamente esta edición al cierre ya no tiene los detalles serios y confiables presentes cuando Fernando Paulsen, fundador del noticiero, era el anfitrión: las efemérides, los comentarios de la frase o la imagen del día... El sensacionalismo a favor de la puta corriente del rating, mijo. Matías, buen hombre, no tiene ninguna culpa de eso, para que no crean que lo odio. Al contrario, me cae rebien. Pero de todos modos no quiero que me sigan vinculando con él. Prefiero acordarme de cuando me han encontrado parecido con el Hanamishi Sakuragi de Slam Dunk, o con el grandísimo Jarvis Cocker de los reunidos Pulp, o cuando me he mirado al espejo creyendo atisbar la estampa chascona de don Enrique Lihn, eh. ¿O tendré que raparme?

Comentarios

Entradas populares de este blog

MINIMALIAS Y MAXIMALIAS: mi obsesión por la modelo de Tricot

MINIMALIAS Y MAXIMALIAS: con ustedes, Marilia Kuhnen, ¡la Chica Tricot!

PUNTEOS, LOOPS Y DEMASES: Oscar Hauyon regraba un tema de cuando estaba en Polter