09 enero, 2007

INFOLIOS DE ESTE TIEMPO Y OTROS: Antonio Gamoneda, Premio Cervantes 2007

Hace poco me enteré que el nuevo ganador del Premio Cervantes (que se entrega a fines de abril) es el poeta Antonio Gamoneda, quien en España misma fue un tanto ignorado hasta fines de la década 80, y en Chile prácticamente no se le conoce, y casi no se encuentran sus libros, como escribió Felipe Cussen en El Mercurio (Revista de Libros en Artes y Letras, 10 de diciembre de 2006, pág. E14). Bueno, alguna vez me topé con un ejemplar del LIBRO DEL FRÍO en la Biblioteca Viva del Mall Plaza Vespucio (bendito lugar), y hojeándolo percibí algo de su emotividad abstracta, condensada y vibrante. Para dar más señas, anotaré unos pocos textos del libro ya mencionado que pueden servir a quien desee acercarse.


TENGO FRÍO junto a los manantiales. He subido hasta cansar mi corazón.

Hay yerba negra en las laderas y azucenas cárdenas entre sombras, pero, ¿qué hago yo delante del abismo?

Bajo las águilas silenciosas, la inmensidad carece de significado.


HUBO UN TIEMPO en que mis únicas pasiones eran la pobreza y la lluvia.

Ahora siento la pureza de los límites y mi pasión no existiría si dijese su nombre.


ALGUIEN HA ENTRADO en la memoria blanca, en la inmovilidad del corazón.

Veo una luz debajo de la niebla y la dulzura del error me hace cerrar los ojos.

Es la ebriedad de la melancolía; como acercar el rostro a una rosa enferma, indecisa entre el perfume y la muerte.


ESTOY DESNUDO ante el agua inmóvil. He dejado mi ropa en el silencio de las últimas ramas.

Esto era el destino:

llegar al borde y tener miedo de la quietud del agua.


AMÉ LAS DESAPARICIONES y ahora el último rostro ha salido de mí.

He atravesado las cortinas blancas:

ya sólo hay luz dentro de mis ojos.


Antonio Gamoneda, Libro del Frío
(Siruela, 1992)

No hay comentarios: